Consulta aquí el plazo de entrega de tu pedido durante el periodo vacacional (Agosto 2.020)

Nuestros productos están fabricados con métodos artesanales por lo que pueden aparecer pequeñas imperfecciones en su acabado.

Debido a su fabricación solo podremos aceptar devoluciones cuando el material tenga un defecto de fabricación.

Para proceder a su devolución ponte en contacto con nosotros lo antes posible mediante correo electrónico a trykell.innova@gmail.com explicándonos el caso y, si es posible, adjunta unas imágenes, en el menor tiempo posible te responderemos.

El material debe de ser devuelto en el embalaje original, una vez lo tengamos en el taller revisaremos todos los datos y, si todo es correcto,  procederemos a la devolución del importe en un plazo máximo de 7 días.

El plazo máximo para la reclamación es de 15 días, una vez superado este plazo no recibiremos ningún material y sólo enviaremos piezas de repuesto.

Si lo que has pedido no te gusta o no es como esperabas tienes un plazo de 15 días para poder devolverlo, debes de escribirnos un correo a trykell.innova@gmail.com e indicarnos que quieres que recojamos el pedido, recuerda que el producto debe de ser devuelto en el embalaje original y en perfectas condiciones, una vez tengamos el producto en el taller te realizaremos el abono correspondiente al cual habrá que descontar los gastos del envío de la devolución 9,5€ por bulto en Peninsula y Balerares, en el caso de Canarias Ceuta y Mellia habría que incrementas a estos 9,5€ los gastos de envío que aparecen en la web en el apartado de Envíos que puedes consultar aquí

No nos responsabilizamos de los defectos surgidos de un mal montaje del material, mala manipulación o un mal uso del mismo. Las diferentes piezas que componen el material están fabricados de partes diferentes de madera, lo cual puede provocar una diferencia de color entre ellas, esta diferencia no será atendida como reclamación.

Os recordamos que nuestros productos no son juguetes y deben de ser siempre empleados bajo supervisión de un adulto, no deje a los niños desatendidos.